The Faces Book #33: Jordi

Las dos condiciones que me puso Jordi para la foto fueron, que se la hiciera en el barrio de Gracia, y estar entre el número treinta y el 40. Con la primera condición me lo puso fácil, ya que Gracia es el lugar donde Jordi y yo nos hemos hecho amigos, y donde hemos compartido más momentos.

A Jordi desde septiembre lo hemos perdido para los fines de semana, ya que actualmente ha cambiado de turno y trabaja de jueves a domingo, a pesar de lo que pudiera parecer, él está contento con el cambio, ya que el trabajo actual le gusta mucho, y también porque eso de tener fiesta lunes, martes y miércoles tiene sus cosas positivas.

Nuestra idea inicial era vernos en la Vermuteria del Tano, pero no fue posible ya que se encontraba cerrada, así que finalmente fuimos a la Bodega Marín, que además tenía su gracia, ya que es el punto intermedio entre el piso donde vive él, y en el que había vivido yo durante 5 años.

Para la foto, aproveché la luz que entraba por su calle por detrás y que me perfilaba su silueta. Con dos disparos tuvimos suficiente.

Nota: Los tres vermuts que nos tomamos en la Bodega Marín, nos fueron muy bien para encontrar la luz adecuada.